En Wikipedia se define el término como la persona que ejerce profesionalmente la defensa jurídica en un juicio, así como los procesos judiciales y administrativos ocasionados o sufridos por ella.

Asesorar y ofrecer consejos jurídicos o ser un mediador extrajudicial también son parte de la profesión. En muchos países, un abogado debe pertenecer a un Colegio de Abogados o tener una autorización del estado para ejercer el puesto.

Los abogados deben seguir normas llamadas decálogo de abogados, que une en 10 puntos, las principales normas y reglas que se debe seguir tanto el profesional como en la profesión.

Un abogado le servirá a cualquier persona que deba presentarse ante un tribunal, ya que de él dependerá su defensa ante un juicio. El letrado puede cobrar honorarios (tarifas) específicas o bien, si el ciudadano no cuenta con el dinero suficiente para pagarlos, puede recibir asistencia jurídica gratuita.

Existen muchos tipos de abogados, la razón es porque se especializan en diferentes ramas:

  • Abogados laboristas: especialistas en Derechos Laborales y de Seguridad Social.
  • Abogados civilistas: defienden los intereses de las personas o entidades según el Derecho Civil.
  • Abogados penalistas: especialistas en actos delictivos.
  • Abogados mercantilistas: se dedican a defender el Derecho Mercantil.
  • Abogados familiares: especialistas en defensa familiar. Es una categoría del Derecho Civil.
  • Abogados administrativos: defienden las entidades públicas o entre una entidad y una persona particular.
  • Abogados fiscalistas: especialistas en derecho tributario y financiero.
  • Abogados Especializados en Inmigración: es una de las ramas especializadas a nivel jurídico en ayudar a los extranjeros.